ALGO SE MUEVE. CRÓNICA DE UNA CARRERA.


SERRANÍA DE LIBRILLA. 10.03.1013

 

Espectacular jornada corremontañera por la Serranía de Librilla.  Paco Mendoza 1º en la general Absoluta, Fran Fuertes 3º absoluto y 1º en su categoría y Miriam Provencio 3ª en la categoría femenina. No se puede pedir más...
Os dejamos con la crónica de la carrera de la mano de Paco Mendoza
 
Record de participación de Alhama COYM en la "II prueba de montaña Serranía de Librilla".
27 participantes del club, bajo sus distintas denominaciones (Alhama COYM -la oficial-, COYM , club de orientación Alhama, COYM Alhama...) se han dado cita el 10 de marzo para correr o andar los 22400 metros de la carrera de montaña Serranía de Librilla. Parece que la táctica de inscribirnos con varios nombres nos ha dado buen resultado y ha conseguido despistar a los equipos adversarios permitiendo conseguir un primer puesto en categoría absoluta, primer puesto senior masculino y tercer puesto senior femenina. Especial mención a estos dos últimos podiums pues son de socios recien fichados. Fran Fuertes al que por su juventud le auguro un gran futuro y ni que decir tiene de Miriam Provencio que ¡en su primera carrera! ya ha conseguido llegar tercera de la general femenina. Yo me pregunto, si rascando un poco hemos sacado dos ganadores ¿Cuántos talentos ocultos quedarán en Alhama por descubrir? Si la primera mujer del que participa en una carrera sube al podium, ¿cuántos podium conseguiriamos si todas corrieran?
La carrera, según gustos, los de montaña han visto el vaso medio vacío por la falta de subidas y bajadas técnicas y, los de asfalto lo han visto medio lleno al ver las cuestas. Entre unos otros, yo que no soy especialista en ninguno de los dos extremos he aprovechado para llevarme el gato al agua. Por cierto aunque no lo parezca porque vamos concentrados en la carrera, se agradecen los ánimos de los senderistas que dan alas para correr más.
Muy buena la organización desde la salida hasta la meta. Imposible perderse por el buen balizado y por la cantidad de personal de protección civil que sembraba la carrera. Los fallos llegaron después de pasar la línea por un mal cronometraje, la lentitud en la entrega de trofeos y las duchas, no frías, sino heladas.
De todas formas no hay nada que no arreglen unas cervezas fresquitas y la compañia de los buenos amigos tras la carrera.